Carácter Urbano

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: altes@tqcorp.media

Los 12 pueblos mágicos de Puebla que no te puedes perder

Lugares turísticos del estado de Puebla que no puedes perderte en tu próximo viaje.
Las poblaciones más bonitas de Puebla. | Pixabay.

 

Ya sea en los pueblos custodiados por el enorme volcán Popocatépetl o en los municipios que parece engullir la sierra en un conjunto de valles y barrancas, los pueblos mágicos de Puebla envuelven al visitante en una atmósfera particular en la que se mezclan tradiciones ancestrales, gastronomía local y un entorno natural incomparable.

ÍNDICE

1. Los lugares turísticos de Puebla más interesantes

2. Los 9 pueblos mágicos de Puebla

Los lugares turísticos de Puebla más interesantes

Puebla es uno de los estados mexicanos que más visitas recibe a lo largo del año. Además del indudable encanto de los pueblos mágicos de Puebla, hay otras destinaciones turísticas muy recomendables por todo lo que ofrecen.

1. Ciudad Serdán

Ciudad Serdán. | Wikimedia Commons.

 

Uno de los parajes rurales más atractivos del estado mexicano de Pueblo lo hallaremos en Ciudad Serdán, un pequeño municipio enclavado en un valle bordeado por montañas y bañado por llanuras. A la vista del forastero se levanta imperiosa la imagen de la cúpula de la iglesia con un fondo recortado donde se aprecian los cerros nevados.

En los últimos años este pueblo ha hecho un notable esfuerzo para el desarrollo turístico y ofrece varias actividades como alpinismo, deportes de riesgo, y el primer eco-parque de la región llamado Volcanic Park.

2. Vicente Guerrero

Lago en Vicente Guerrero. | Wikimedia Commons.

 

Entre los 217 pueblos que forman el estado mexicano de Puebla se encuentra Vicente Guerrero como uno de los más recomendables para visitar. Su gran atractivo es la vegetación, el entorno natural que a lo largo de los años ha sobrevivido a varios incendios y una tala sistemática de árboles.

Una de las zonas más emblemáticas es San Bernardino Lagunas, que contiene dos lagos y una cima de lo que en su día fue un volcán, el Otzelotzi.

3. Izucar de Matamoros

Izucar de Matamoros. | Flickr.

 

Esta población de Puebla es conocida por sus balnearios de aguas sulfurosas y medicinales como el de San Carlos. También es muy interesante visitar Izucar de Matamoros para admirar la artesanía del lugar: los árboles de la vida son esculturas de cerámicas sobre personajes bíblicos que se utilizan para las procesiones.

En este municipio puedes visitar también uno de los templos más bellos de la antigüedad y un viejo monasterio del siglo XVI, llamado convento de Santo Domingo.

Los 9 pueblos mágicos de Puebla

Apenas entrar en los llamados pueblos mágicos de Puebla uno se da cuenta del por qué de esta denominación. Se trata de un universo muy particular en el que el pasado y el presente se dan la mano entre volcanes, aire puro y niebla.

4. Cuetzalan

Cuetzalan. | Pixabay.

 

El pasado ancestral, el entorno natural y la tradición indígena se dan la mano y dan identidad a las calles empedradas y los edificios blancos del pueblo de Cuetzalan. Lo rodean los bosques en la sierra de Puebla, y en él se mezcla armónicamente el olor del café con la lluvia y la humedad de la niebla que desciende por la mañana.

Como uno de los pueblos más antiguos, los nativos de Cuetzalan han mantenido vivas a lo largo de los siglos las tradiciones nahuas y siguen exhibiendo sus artes artesanales. Es muy recomendable visitar el jardín botánico lleno de orquídeas y helechos, y entrar en la parroquia de San Francisco de Asís.

Además, Cuetzalan esconde en sus entrañas un tesoro: los paisajes subterráneos y las grutas por las cuales desciende un río que asombra a los visitantes.

5. Atlixco

Calle de Atlixco. | Turismo de Atlixco.

 

Uno de los pueblos mágicos custodiados por el volcán Popocatépetl es Atlixco, cuyo impacto visual sorprende al visitante y lo envuelve en una atmósfera acogedora cuando este se adentra por sus arterias. Además de la gran variedad vegetal de su ecosistema, el pueblo alberga templos muy antiguos que le dan un toque ancestral.

Los lugareños suelen confeccionar grandes tapetes florales con los que realizan sus celebraciones, y sus calles estrechas empedradas flanqueadas por casas de colores invitan a perderse en su universo mágico.

Al final todo converge en la plaza arabesca del mercado donde descansa también el convento del Carmen, que fue levantado en el siglo XVI.

6. Chignahuapan

Chignahuapan. | Corazón de Puebla.

 

Chignahuapan es uno de los pueblos mágicos de Puebla más coloridos, pues sus monumentos y edificios están decorados con múltiples colores como por ejemplo el quiosco mudéjar que se ha convertido en postal clásica del lugar. La parroquia de Santiago Apóstol es también uno de los templos más exóticos del estado de Puebla.

Las lagunas, las aguas termales y una cascada de 200 metros en el Salto de Quetzalapa suponen el atractivo natural principal de este pueblo. Otra curiosidad es que en la entrada del Palacio Municipal hay una serie de murales que cuentan la historia de Chignahuapan.

7. Huauchinango

Huauchinango. | Wikimedia Commons.

 

El pueblo de Huauchinango mantiene un vínculo muy estrecho con el agua, que parece darle vida todos los días en el entorno de ríos y cascadas que lo abrazan. Paseando por sus calles olerás el cacahuete tostado y es fácil dejarse atrapar por la amabilidad de las mujeres que venden los frutos típicos del lugar.

Pero lo que hace especial Huauchinango es su entorno natural, y de hecho uno de los grandes atractivos turísticos son sus presas, que mucha gente visita y recorre en lancha. También te podrás dar un chapuzón en las cascadas de Totolapa y Salto Chico.

8. Pahuatlán

Pahuatlán. | Wikimedia Commons.

 

Entre valles y barrancos la sierra parece engullir uno de los pueblos mágicos del estado mexicano de Puebla, Pahuatlán, que toma su nombre de las pahuas (aguacates) que se extienden en sus dominios. Este lugar fue unión de las culturas náhuatl y otomí, cuya herencia se puede percibir en cada rincón.

Es típico de este pueblo el olor a pan recién hecho y el café tostado en hornos de piedra a primera hora de la mañana, pero también el gran colorido que despliegan las flores, los bordados, y el papel amate con el que los indígenas siguen elaborando, muchos siglos después, los registros de tributos.

9. Tlatlauquitepec

Tlatlauquitepec. | Puebla Travel.

 

A los pies del Cerro Cabezón, un enorme peñasco sobre el que los abetos cubren la roca desnuda, se encuentra uno de los pueblos mágicos de Puebla más interesantes. El aire puro y la naturaleza parecen proteger el municipio de Tlatlauquitepec, donde los lugareños hacen tapetes y ofrendas con flores blancas para la patrona, la Virgen de la Asunción.

Se trata de un pueblo muy tranquilo en el que podrás disfrutar de la gastronomía y los licores del lugar, pero también explorar las grutas del cerro y realizar senderismo y otras actividades para entrar en contacto con la naturaleza.

Es muy recomendable dejarse envolver por la tranquilidad del lugar, y subir al campanario de la iglesia del Sagrado Corazón para contemplar el Cerro Cabezón en su inmensidad.

10. Xicotepec

Xicotepec. | Busolinea.

 

La experiencia en Xicotepec es mágica, renovadora, ancestral. Diferente a todo. El entorno natural que envuelve el lugar está presidido por el aroma cafetero, pues se trata de una zona de aguacate y café. Y la sierra cubierta de niebla se funde con el cielo en una armonía rota solamente por la imagen del pueblo, mezcla de arquitectura hispánica y colonial.

Si vas a este pueblo mágico tienes que mezclarte con las prácticas místicas que se han conservado hasta el día de hoy: no dejes de ir a la Xochipila para pedir una limpia a los curanderos.

Detrás de los portales verás levantarse la joya arquitectónica del pueblo, el convento de Santa María de Guadalupe, construido en el siglo XVI con un estilo gótico único en el lugar (¡Por la forma te recordará mucho a la iglesia de Nuestra Señor de París!). Además, el pueblo tiene otros atractivos como el Museo Carranza o la estatua de la virgen de Guadalupe de 23 metros de altura.

11. Zacatlán de las Manzanas

Zacatlán de las Manzanas | Wikimedia Commons.

 

Desde el mirador de cristal el visitante podrá admirar la mejor postal de Zacatlán de las Manzanas: la densa neblina que desciende lentamente para cubrir los cerros que bordean uno de los pueblos mágicos de Puebla más impresionantes. Desde ahí sentirás la inmensidad del valle en cuyas entrañas descansa el pueblo prehispánico.

En este lugar descubrirás cómo se hornea el pan de queso, podrás admirar la extensión de los árboles manzaneros que dan nombre al lugar, y te encontrarás con la fabricación de relojes musicales que dan identidad al pueblo. Por eso en el centro del municipio hay un gran reloj monumental adornado con coloridas flores.

12. Cholula

Cholula. | Corazón de Puebla.

 

Este es uno de los pueblos más antiguos de América y uno de los municipios más bonitos de Puebla, presentando una imagen emblemática con la iglesia de Nuestra Señora de los Remedios alzándose sobre un montículo con el gigantesco volcán nevado Popocatépetl escupiendo gases por detrás.

De hecho, la iglesia fue construida sobre una gran pirámide en un entorno arqueológico muy recomendable para visitar. También puedes relajarte tomando un café con vistas al convento franciscano de San Gabriel en los portales de la plaza de la Concordia, y maravillarte con las columnas de la Capilla Real, inspirada en la mezquita de Córdoba.

Pero si por algo es verdaderamente mágico Cholula es por la recreación del ritual de Quetzalcóatl, un espectáculo de danza, música y poesía indígena en adoración al dios maya.

Comentarios