Carácter Urbano

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@oblivionmedia.com

Los 10 videoclips más polémicos y criticados pero que se hicieron virales

Aquí los 10 videoclips que más problemas dieron tras su lanzamiento. Prohibidos en muchos países.
Miley Cyrus ha sido una de las cantantes más polémicas de los últimos años. | Imagen de: YouTube.

 

El carácter rebelde de muchos artistas musicales ha quedado plasmado en su actitud en los escenarios, en declaraciones de prensa en las que opinan sobre ciertos temas o también  en los videoclips en los que presentan las canciones emblema de sus discos.

La verdad es que cuando algunos músicos se proponen levantar ampollas y remover conciencias, lo consiguen y bien. No es raro encontrar que un blanco común de las iras suelen ser el cristianismo y  la Iglesia Católica. No obstante, las drogas, el sexo, el suicidio son cuestiones que también aparecen reflejadas y que tampoco gustan a ciertas sectores conservadores (oh, casualidad, muchos de los cuales, vinculados a la santa institución).

Independientemente de las intenciones que subyacen a esta forma de crítica (¿puro morbo gratuito, la búsqueda de fama o realmente una forma de denuncia que puede llegar a todos?), los videoclips son el ariete con el que los músicos se sirven para atacar los cimientos de algunos pilares que sostienen la sociedad con tal de cambiarlos.

10 videoclips que trajeron cola

Aquí van algunos de los videoclips más polémicos por sus imágenes explícitas o por sus burlas mordaces a instituciones como la Iglesia:

10. (S)Aint (Marilyn Manson, 2003)

El bueno de Marilyn ofrece tal cantidad de material que bien podríamos dedicarle un artículo en exclusiva a sus videoclips. Pero como hay que elegir uno, nos quedamos con su S(aint).

Con este video, Manson nos obsequia con un festival de sangre, consumo de drogas, comida podrida y orgías sexuales que hizo que se tuviera que filmar una versión con cortes en la que se eliminaran todos estos temas tabú. Ay, Marylin, si es que no aprendemos...

9. Closer (Nine Inch Nails, 1994)

Closer es un videoclip pasadísimo de rosca del grupo estadounidense en el que se mezclan imágenes sexuales, religiosas y de tortura animal. La que más llamó la atención por ser de las más retorcidas, es la de un mono crucificado; algo que, de haberse visto hoy en día, habría levantado las iras de los animalistas. Y con razón.

8. Like a prayer (Madonna, 1989)

A Madonna le gusta molestar, eso es algo que ya se sabe. Sin embargo, en 1989, sus ansias de polémica le valieron todo tipo de acusaciones de provocadora por los sectores católicos más conservadores. Para su fortuna, el gran público aplaudió el Like a prayer, convirtiendo al video en uno de los premiados de la gala MTV de ese año.

La verdad es que la cantante se quedó bien a gusto: alegorías al Ku Klux Klan utilizando cruces en llamas, estigmas sangrantes, menciones al sexo oral, santos ataviados de negro… Toda una herejía. Entendemos que al Papa de aquella época no le gustase demasiado lo que vio, o que la cadena italiana Rai decidiera no emitirlo.

7. The next day (David Bowie, 2013)

Uno de los últimos videos de David Bowie tras su regreso a los escenarios fue retirado de Youtube por blasfemo. Y hablamos de 2013, no de veinte años atrás. En esta ocasión, el cantante iba secundado por dos grandes de la actuación como son Gary Oldman, interpretando a un malvado sacerdote; y Marion Cotillard como mujer de mala vida que sufre estigmas. Como suele decirse: “‘¡Con la Iglesia hemos topado!”.

6. Heart-shaped box (Nirvana, 1993)

Cuando se piensa en la banda de Seattle, suele asociarse como su videoclip insignia, el Smells like teen spirit (que lo es) No obstante, el sencillo de su álbum In Utero causó furor, pero no en el mismo sentido.  En esta ocasión, al tono oscuro de la letra le acompañaba un video que mezcla referencias oníricas bastante surrealistas que recuerdan a El mago de oz, combinadas con simbología cristiana.

Heart-shaped box comienza con un personaje con aspecto de Jesucristo que está convaleciente en la cama de una habitación de un sanatorio y donde hay una gran cruz pintada en el suelo, justo debajo de donde él yace. Fetos colgando de los árboles, metidos en frascos de cristal y una niña vestida con una túnica y gorro puntiagudo en clara alusión al Ku Klux Klan, son los elementos que acabaron de levantarles ampollas a los más puristas.

5. Blurred lines (Robin Thicke feat. Pharrell Williams, 2013)

El hijo del protagonista de Los problemas crecen se juntó con Pharrell Williams, el artífice del que más tarde sería uno de sus grandes éxitos (Happy) para componer esta canción, cuyo videoclip es de lo más sonado. En él, varias mujeres se pasean y frotan contra los dos artistas completamente en cueros.

Del Blurred lines, hay dos versiones: la censurada, en la que las chicas llevan ropa, pero tampoco demasiada (tops y shorts, aunque los contoneos son los mismos); y la que levantó las iras de las feministas, en la que salen desnudas de cintura para arriba y en tanga. Ojo, porque la letra no es tampoco ideal para aplacar los ánimos.

Como dato curioso, decir que el video dio a conocer a la modelo y también actriz, Emily Ratajkowski.

4. Stan (Eminem feat. Dido, 2000)

Un videoclip dramático donde los haya. En él, el protagonista (el actor Davon Sawa) es un joven obsesionado con Eminem que vive en una humilde casa con su esposa embarazada, a la que tiene desatendida. A lo largo de la historia, vemos cuán malsana llega a ser su enfermiza devoción por el rapero, a quien bombardea con cartas que nunca son respondidas. Presa de la frustración, secuestra a su novia metiéndola en el maletero de su coche y conduciendo a toda velocidad hasta arrollarse por un puente.

La tragedia cobra más fuerza cuando Eminem se percata de la cantidad de correspondencia que Stan le ha ido enviando cada mes. En un intento por prevenir al chico de no hacer ninguna locura y animarle a vivir por su futura familia, Eminem responde a sus cartas sin saber que lamentablemente ya es demasiado tarde para que pueda ayudarle.

3.Wrecking ball (Miley Cyrus, 2013)

La dulce Hanna Montana abandonaba simbólicamente la adolescencia para convertirse en una de las cantantes más polémicas de esta nueva década; y lo hacía con este Wrecking Ball, toda una declaración de intenciones sobre lo que iba a ser Miley Cyrus.

La angelical niña Disney de largo cabello rizado era ahora una rebelde joven de pelo corto, teñido, poca ropa y bailes sexualmente explícitos que anunciaba que venía golpeando fuerte, al igual que la bola de demolición que da nombre a su single.

2. I want to break free (Queen, 1984)

El ya de por sí atrevido Freddy Mercury fue un activista en pro de los derechos de los gays dispuesto a romper algunos dogmas que afectaban (y aún lo continúan haciendo) al colectivo.

El videoclip fue visto como una oda al travestismo (Mercury aparece vestido con peluca y ropa de mujer, pero conservando su particular bigote) y se consideró que hacía apología de la homosexualidad. Por todo ello, a las autoridades británicas les pareció oportuno vetar el I want to break free de sus cadenas de televisión hasta 1991, siete años después de haber sido grabado.

Casualidades de la vida: este artículo se ha escrito el 24 de noviembre, mismo día en que el cantante falleció en 1991.

1. Judas (Lady gaga, 2011)

Otra a la que apenas le gusta molestar y llamar la atención. Grabar un videoclip con claros mensajes antirreligiosos en el que se muestra a doce moteros como una versión modernizada (y motorizada) de los apóstoles de Jesucristo, siendo la propia Gaga la María Magdalena del grupo; no parece que tenga la finalidad de buscar el aplauso de los fieles.

Para más inri, si se nos permite el chiste blasfemo del día, el video fue lanzado en la Semana Santa del año 2011. Una jugada muy aguda, querida Gaga...

Comentarios